Los mejores consejos para quemar grasa para mujeres

La quema de grasas o la pérdida de peso es una lucha constante para muchas mujeres. Hoy, te queremos dar algunos consejos que te ayudarán a conseguir tu objetivo de una manera más fácil y efectiva:

Los mejores Trucos para perder grasa

1.Haz entrenamientos con cargas

Como te he adelantado, el entrenamiento con cargas también debe estar incluido en tu rutina de entrenamiento. No tiene que ser en el gimnasio, aunque si tienes un gimnasio cerca te animo a apuntarte ya que es más sencillo ir haciendo una progresión de cargas paulatina en el gimnasio.

El entrenamiento con cargas hace que tus hormonas sean tus aliadas en la pérdida de grasa y te ayudará a que no pierdas masa muscular mientras pierdes grasa; de hecho, puede incluso aumentar en algunas personas. Además de eso, el entrenamiento con cargas aporta multitud de beneficios a tu vida.

A continuación te escribo una muestra de entrenamiento en el gimnasio y en casa.

Y un ejemplo de entrenamiento con cargas en casa sería hacer, tras haber calentado bien, 6 vueltas a un circuito en el que estén los siguientes ejercicios:

– Un ejercicio de pierna (como la sentadillas con una mochila con peso puesta).

– Un ejercicio de empuje (como el ejercicio que se conoce como flexiones, push up o lagartijas).

– Un ejercicio de tracción (como el remo de pie con unas garrafas de agua o una mochila llena de libros; o remo en una mesa).

2. Ten un objetivo concreto

El 98% de los seres humanos no saben cuál es su objetivo, por lo que primero que debes hacer es definir objetivo o meta; lo segundo que debes saber es que una meta sin fecha es una mera ilusión. Si buscas perder 12 kilos de grasa, pon fecha a ese objetivo. En ese caso, escribe en un papel: “He perdido 5 kilos de grasa para el 1 de junio del año 2017′ y pon esa hoja de papel en un sitio que veas a diario; de hecho, te recomiendo que lo escribas en varios papeles y pongas uno en tu cartera, otro al lado del espejo del baño, otro en la puerta de la nevera y otro en la mesa en la que trabajes.

Un ejemplo:

Podrías escribir ‘No pesar ochenta kilos, quiero bajar cinco kilos“, ¿verdad? sería un error. No se puede hacer así, ya que cinco kilos es muy ambiguo porque no es lo mismo perderlo de masa grasa que de masa muscular y además no está en positivo porque lleva un no y, encima, no es detallado, porque no tiene un límite temporal. Lo correcto sería escribir tu objetivo en positivo y en presente, por ejemplo: “peso setenta y cinco kilos habiendo perdido cinco kilos de masa grasa para el uno de junio del 2017“ ¡Así, si!

3.  Divide la meta que tienes en sub metas.

Si buscas perder 12 kilos en 6 meses, pon de meta perder 2 kilos de grasa cada mes para así mantenerte motivado/a y estar lleno de confianza.

4. Celebra cada meta conseguida

Celebra tu progreso cada mes al ver que has mejorado tu físico y tu salud. Celébralo dándote la enhorabuena a ti mismo/a.

5. Utiliza quemagrasas para mujeres

Una buena idea si estás estancada con la quema de grasas y ya has tocado la dieta y el entrenamiento, es utilizar quemadores de grasa que realmente sean efectivos. En esta lista, tienes varias opciones que pueden ayudarte a potenciar esa quema de grasas.

6. Siempre acompañada

Rodéate de personas positivas que te ayuden a mantenerte en el camino correcto y comparte con todas esas personas tus progresos.

7. ¡Sé positivo/a!

Es muy importante que mantengas una actitud positiva y, si un día te saltas la dieta o no haces ejercicio por alguna razón, no te enfades contigo; simplemente sigue como si no hubiese pasado nada. A largo plazo, por un día cada mucho tiempo que no sigas el plan como lo habías establecido, no va a pasar nada. Ten en cuenta que tus pensamientos provocan sentimientos y esos sentimientos llevan a acciones que te darán unos resultados, por lo que, sé positivo/a para tener buenos pensamientos y, por ende, buenos resultados.

8. Visualización

Visualízate cada día varias veces habiendo logrado tu objetivo. Es
importante que tengas mente ganadora.

Esperamos que estos consejos te ayuden realmente a perder esos kilos acumulados de más. ¡Ánimo y a por todas!

Los zumos verdes: Beneficios y cómo prepararlos

En el último artículo, hablamos de las claves para poder llevar una alimentación saludable y algunas recomendaciones al respecto. Hoy, queremos seguir en esta tónica hablando de los zumos verdes, unas bebidas que se han puesto muy de moda y pueden ayudarnos muchísimo a tener una vida saludable.

¿Qué es un zumo verde?

Están compuestos por ingredientes de color verde como pueden ser las espinacas, las acelgas, el apio, el brócoli, etc. Todos estos están Henos de fitonutricntes y antioxidantes. Con ellos el cuerpo se mantiene joven y libre de enfermedades.

De hecho, la clave del éxito de estos preparados es que se componen principalmente de verduras, aunque también se le puede añadir determinadas frutas, agua, raíces, plantas medicinales, así como superalimentos para enriquecerlos aún más.

¿Por qué la clave está en las verduras?

Desde hace milenios las verduras son empleadas por sus reconocidas virtudes terapéuticas de forma empírica. En este aspecto, Almería es una provincia privilegiada. Ya que es un enorme jardín botánico, rico y exuberante en cuanto llueve un poco. Existen más de cien plantas que se emplean en la curación de las enfermedades. Todos conocemos la célebre “Botica de la abuela”, eficaz ahora y por el resto de nuestros días.

Las plantas poseen virtudes medicinales implícitas a las sustancias que entran en su composición. Si quieres conocer más sobre plantas medicinales silvestres, te recomendamos el libro específico de nuestra colección.

Las verduras aportan agua. Nuestras células están compuestas principalmente de agua, que es fundamental para su buen funcionamiento. Los zumos crudos aportan el agua que necesitas para poder reponer esos fluidos que hemos pedido perder al tiempo que te proporcionan todas las vitaminas, minerales, enzimas y sustancias fitoquimicas necesarias.

Las verduras tienen clorofila, una sustancia que se encuentra únicamente en las plantas y que tiene una estructura singular que le permite potenciar la capacidad del cuerpo para producir hemoglobina, que potencia a su vez la aportación de hemoglobina a las células.

Las verduras son bajas en carbohidratos y proveen minerales y nutrientes que aceleran el metabolismo, entre ellas, el potasio y el magnesio.

¿Quieres recetas de batidos verdes detox?

Si quieres un par de ejemplos de recetas de batidos o zumos verdes para desintoxicar tu cuerpo, puedes ver dos fantásticas recetas aquí: http://lalcarnitina.com/zumos-batidos-quema-grasa/

¿Un zumo es mejor que una ensalada?

A veces resulta difícil comer la verdura que necesitamos todos los días. Pero bebería es una manera fácil y sabrosa de conseguir que incluso los niños y las personas mayores se tomen la ración recomendada.

Cuando “bebemos” las verduras, se nos hace más fácil la asimilación de las enzimas, sustancias fitoquímicas, vitaminas A, C y E, además de minerales como el hierro, el potasio, el yodo y el magnesio, debido a que cuando estos nutrientes “se liberan” de la celulosa de la pulpa pueden ser absorbidos por las células del cuerpo en un plazo de un cuarto de hora, increíblemente más rápido que si tuviese que digerir una pieza entera de verdura con la fibra aún intacta.

Al facilitar la digestión, se ahorra energía necesaria para que el cuerpo pueda limpiar toxinas o recuperarse de una enfermedad.

Muchas veces el ritmo de vida no nos permite adaptar nuestra alimentación al consumo de alimentos que nos aportan beneficios para la salud. Por eso una buena alternativa es tomarlo en zumo. Es la fórmula más rápida y fácil de tomar verdura.

A muchas personas les gusta beber zumos a diario, ya que son una forma excelente de exprimir una carga completa de nutrientes directamente en tu cuerpo, sin tener que comer y digerir tal enorme cantidad de verdura. Es más fácil beber verdura que comerla, y de esta forma incrementamos la ingesta de la misma.

Un vaso diario de zumo de verduras fresco es, por lo tanto, un hábito muy recomendable en cualquier estilo de vida, independientemente de la dieta que se siga.

Los zumos verdes son fáciles de hacer, son naturales. Además, son sabrosos, refrescantes y producen resultados realmente notables. Son algo casi “milagroso”, un autentico elixir de la vida.

En definitiva, los zumos verdes son la mejor manera, con diferencia, de obtener todo aquello que nos ayudará a mejorar nuestra salud y bienestar.

¿Qué necesitas para preparar un zumo verde?

Para empezar a preparar estos prodigiosos zumos verdes y gozar de todos sus beneficios necesitas una buena licuadora, no queda otra – simplemente no puedes exprimir el líquido de muchos alimentos sólo con tus manos desnudas. Al principio quizá quieras empezar con una licuadora simple y menos cara y, si ves que tu interés aumenta, puedes pasarte a un modelo de extractor de zumo de un sólo eje más potente que puede exprimir el zumo de casi cualquier cosa con gran eficiencia.

Tipos de máquinas licuadoras

Masticadoras o trituradoras: en ellas las verduras se aplastan entre unos engranajes que las machacan y las presionan contra un tamiz de malla fina de acero inoxidable. La pulpa se va extrayendo de manera continuada. Las licuadoras de este tipo suelen extraer más nutrientes en el zumo; además, al tener menos rozamiento y genera menos calor, se conservan más enzimas.

Centrifugadoras: tienen una cesta giratoria donde se pica la verdura y se hacen pasar por un tamiz fino de acero inoxidable por el efecto de la fuerza centrífuga. Las licuadoras centrifugadoras producen una leve oxidación de los nutrientes, pues introducen aire en el zumo.

Con un equipo de gran calidad, el proceso de hacer zumo suele ser bastante rápido – simplemente metes el producto por un orificio y el zumo sale por el otro y la pulpa queda almacenada en algún lugar en un recipiente para ser vaciada más tarde. De hecho, limpiar el aparato a menudo puede llevarnos más tiempo que hacer el zumo, por eso te recomendamos que compres una de estas licuadoras que se limpian con facilidad. Si aún no puedes costearte un extractor de zumos y estás desesperado por tomarlo, puedes probar a licuar los productos en una licuadora barata y colarlo con algún tipo de tela fina o utensilio específico para separar el líquido del sólido.

¿Qué quiere decir una alimentación saludable?

Entre los muchos consejos que recibimos a menudo para tener una vida sana, encontramos el llevar una alimentación saludable. Pero, ¿qué quiere realmente decir esto?

Se ha comprobado que existen múltiples enfermedades tales como la diabetes, el cáncer, enfermedades cardíacas, cuyas causas tienen mucho que ver con nuestra alimentación y factores relacionados con el peso. Todos estos problemas son generados en gran parte por una alimentación equivocada y poco saludable.

¿En qué se basa una dieta saludable?

Veamos algunos consejos que nos ayudarán a tener una dieta saludable:

Aprenda a leer las etiquetas y evite los productos que contengan aceites hidrogenados o parcialmente hidrogenados, jarabe de maíz de alta fructosa y GMS (glutamato monosódico, el cuál es probablemente el potenciador de sabor más conocido).

Incluya éstas poderosas comidas en su dieta: Verdura verde, en especial la col rizada, se recomienda que sean orgánicos. Hígado o bien alimentos del mar como almejas y mejillones. Alimentos con probióticos, fermentadas, por ejemplo el chucrut, kéfir,yogurt casero con leche de pastura o de coco. Aceite de hígado de bacalao fermentado. Sopa de hueso de carne o pollo de pastura hecho en casa.

Opte por comidas enteras, no procesadas. Por ejemplo, carne y pollo de pastura libre de antibióticos y de hormonas aceite de coco o manteca de leche de pastura y aceite de oliva prensado en frío.

Cocine con acero inoxidable, vidrio o hierro fundido.

Consuma sal que no haya sido refinada (como la Sal Céltica) y sólo con mucha moderación edulcorantes como la miel cruda, el jarabe de arce, o
Stevia (que no haya sido altamente procesada).

Evite refrescos gasificados que contengan algunos de los ingredientes anteriormente mencionados, evite aceites refinados (como de girasol, maíz, cañóla), productos lácteos altamente pasteurizados (“sin grasa” o “dietéticos”) y comida genéricamente modificada. También evite usar su horno microondas. En su lugar, puedes prepararte batidos caseros, que te ayudarán a consumir frutas y verduras frescas. Aquí tienes un ejemplo de batido:

Súper Batido Verde Adelgazante de Espinaca y Fresa

Ingredientes:

  • 2 tazas de hojas de espinaca fresca orgánica bien lavada
  • 1 naranja orgánica partida en 1/2 con cáscara y sin semillas
  • 1/4 guineo o plátano orgánico
  • 1 cucharada de semillas de chía
  • 1 trozo de jengibre orgánico
  • 1/4 pepino orgánico bien lavado
  • 1 taza de agua de coco (sin azúcar) o agua pura al gusto
  • 1 taza de fresas frescas orgánicas bien lavadas
  • Cubos de hielo al gusto

Método:

Vierta todos los ingredientes junto con los cubos de hielo en el vaso de la licuadora o en el contenedor de una batidora y mezclar bien a alta velocidad hasta obtener un batido de textura suave y uniforme. Sírvalo de inmediato y disfrútelo! Si no tienes batidora, te recomiendo de la marca Sammic, que son muy potentes y a buen precio.

Duerma lo suficiente en una habitación totalmente oscura y mantenga una mente positiva.

Cambie su actitud para ir al supermercado. Identifique los lugares que venden productos frescos y libres de pesticidas. Antes de ir de compras, haga una lista de los alimentos según su plan y manténgase lejos de los alimentos procesados. Lea las etiquetas de cada producto que compre.

Realice ejercicio. Haga actividades diarias de baja intensidad, como caminatas y actividades breves de mayor intensidad. Esto optimiza el metabolismo, mantiene una buena masa muscular y retrasa el proceso de envejecimiento. Se sentirás fuerte, energético y tendrá claridad mental. Evite estar sentado o parado por períodos prolongados.

Consuma proteínas y grasas buenas. Los alimentos con proteínas le mantendrán satisfecho por periodos más prolongados. Las grasas son una excelente fuente y reserva de energía. Ayudan a asimilar vitaminas A, E, D, K y E, y tienen un rol fundamental en las funciones del cerebro y del sistema nervioso

Disminuya sus niveles de estrés. Los efectos negativos del estrés en el cuerpo son diversos. Puede ser de utilidad mantener una actitud de agradecimiento hacia la vida. Encuentre métodos que le permitan controlar el estrés (oración, meditación, actividad física, etc.).

Siéntase satisfecho y escuche a su cuerpo. Es mejor consumir pequeñas porciones y aprender a sentir a nuestro cuerpo. El cuerpo sabe cuándo ya es suficiente y nos hace sentir satisfechos. Es importante escucharnos, especialmente cuando queremos perder peso.

Remedios caseros para combatir las varices de forma efectiva

Las varices se solían asociar a un problema exclusivo de las mujeres de avanzada edad, pero el estilo de vida moderno ha provocado una preocupación en la población más joven y en los hombres.

Las varices o arañas vasculares son una acumulación de sangre en las venas que se produce por una alteración en las paredes y válvulas de las venas superficiales que impide que la sangre retorne de forma eficaz al corazón. Por lo general, suelen aparecer en las piernas.

Origen multifactorial de las varices

El origen viene dado por causas genéticas, hormonales y de hábitos de vida. El tabaco es un vasoconstrictor que reduce el fluyo sanguíneo y dificulta el paso de oxígeno, incrementando las posibilidades de dar paso a la aparición de varices. Una alimentación rica en grasas saturadas, aumenta el colesterol malo en sangre y como resultado se pueden producir varices. También influye el sobrepeso y llevar un estilo de vida sedentario o permanecer mucho tiempo sentado porque se dificulta el flujo sanguíneo y puede llevar a la aparición de varices.

La maternidad y el número de embarazos también influyen, debemos tener en cuenta que la edad para gestar ha aumentado y el número de embarazos se ha reducido.

Tratamientos médicos para las varices

Existen diversos procedimientos y la aplicación de uno u otro dependerá del perfil del paciente y del tipo de varices que presente.

El tratamiento esclerosante es utilizado para tratar varices pequeñas y consiste en inyectar una sustancia para quemar las venas dañadas. El medicamento que se ha introducido cierra el paso de la sangre y evita que continúe dilatándose la vena. El tratamiento crioesclerosante es el mismo proceso, pero la sustancia que se inyecta se somete a temperaturas bajo cero para obtener mejores resultados. Mediante la utilización de técnicas de láser o de radiofrecuencia se realiza una esclerosis física para evitar que se siga dilatando la vena.

También pueden emplearse procedimientos quirúrgicos con el fin de reducir las molestias y mejorar la apariencia estética de las varices. Al tratarse de una cirugía invasiva se pueden producir hematomas, hinchazón o dolor. Por esta razón, es preferible recurrir a la microcirugía, que disminuye las complicaciones ocasionadas por la cirugía, ya que solo trata el tramo afectado por la variz y no elimina la vena afectada por completo.

Los médicos también recomiendan medicamentos específicos para tratar las varices. Los medicamentos más utilizados son corticoides, analgésicos, antinflamatorios o diuréticos.

Remedios caseros para combatir las varices

¿Los molestos síntomas de las varices no le dejan realizar su día a día con normalidad? Sí tiene problemas con las arañas vasculares, prueba a poner en práctica algunos de los siguientes remedios caseros más utilizados. Además, la efectividad de los mismos para terminar con las varices o mejorarlas está comprobada.

Uno de los tratamientos naturales más utilizados como remedio para ayudar a la circulación sanguínea es usar árnica. Esta planta medicinal puede eliminar tus varices aplicándola sobre una compresa humedecida con agua e infusión de árnica sobre las zonas que presentan las varices.

Otro remedio de gran utilidad para prevenir la aparición y mejorar la apariencia de las varices es la corteza de castaño de indias. Hay que hervir un litro de agua con 40 gramos de corteza de castaño de india durante 8 minutos. Pasado este tiempo, hay que colar y tomar esta infusión. También es de gran utilidad realizar masajes y círculos con aloe vera sobre la zona con varices.

Las varices son un problema de salud y estético que afectan a una buena parte de la población. Es muy fácil encontrar remedios caseros para eliminarlas o mejorarlas, pero muchos no proporcionan los efectos esperados. Además, son preparaciones muy sencillas de realizar y tienen resultados visibles.

Cómo prevenir la aparición de las varices

La práctica de deporte de forma regular y con un calzado deportivo apropiado favorece la circulación venosa. El deporte acompañado de una dieta saludable, evitará el sobrepeso y que su cuerpo soporte más peso del que debería. Además, hay que evitar pasar mucho tiempo de pie o sentado. En estos casos, se aconseja utilizar medias elásticas de compresión, darse masajes ascendentes y hacer ejercicios levantando las piernas para favorecer la circulación.

Lo más recomendable es llevar ropa cómoda. Utilizar ropa muy ajustada comprime las venas y dificulta el retorno venoso y la microcirculación, por lo que pueden aparecer varices y celulitis.

También hay que evitar fuentes de calor directas porque favorecen la dilatación venosa. Las duchas de agua fresca activan la función venosa y reducen la sensación de dolor producida por las varices.